sábado, 13 de junio de 2015

CREMA VELOUTÉ DE PIMIENTO ROJO CON JENGIBRE Y NATA A LA PIMIENTA BLANCA


CREMA VELOUTÉ DE PIMIENTO ROJO CON JENGIBRE Y NATA A LA PIMIENTA BLANCA

Regreso con Recetario Mañoso y con mi primera receta de la etapa de Verano. En esta etapa de Verano tenemos como anfitriona a Raquel del blog En los fogones de Raquel  y a su tutora Sefa del blog El buen yantar de Sefa.

Como siempre, los ingredientes que nos proponen son espectaculares. Raquel nos propone los pimientos y es el ingrediente con el que me estrenaré en esta temporada. Sefa, nos propone dos ingredientes de lujo como son el Vino del Somontano y el jamón de Teruel, estos los dejaremos para la próxima ocasión.

Mi propuesta es una crema velouté de pimientos. Las cremas veloutés son el pariente rico de sopas y purés, y adquieren su delicioso y nutritivo carácter con la adicción de la nata. Aunque se suele pensar que forman parte de la alta cocina y se reservan para ocasiones elegantes, no hay ninguna razón que impida servirlas en una comida familiar y además es una receta muy sencilla, como podréis comprobar. Se pueden hacer con cualquier pescado o verduras, yo me he animado con nuestro protagonista el pimiento rojo.




INGREDIENTES
(para 4 personas)
1 kg. de pimientos rojos
1 cucharadita de jengibre
2 ò 3 cucharadas soperas de aceite de oliva
Nata para montar
1 cucharadita de azúcar
Sal
Pimienta blanca   




PREPARACIÓN

Lavamos los pimientos y cortamos en juliana fina. En una sartén, calentamos el aceite de oliva, y rehogamos a continuación las tiras de pimiento y el jengibre. Salpimentamos y añadimos el azúcar. Tapamos y dejamos cocer a fuego muy lento durante 30 minutos. 

Seguidamente, vertemos el contenido en un recipiente y añadimos 20 cl. de agua. Batimos hasta conseguir una consistencia fina y untuosa, colamos o pasamos por el chino para eliminar posibles trocitos de piel del pimiento y que no resultan agradables al paladar.

Por otra parte, montamos la nata y sazonamos con la pimienta blanca.

Servimos en vasitos pequeños, empezando por la crema veloutée y decoramos la parte superior con la nata montada. Con una manga pastelera hacemos dibujitos rizados y adornamos espolvoreando con pimienta blanca.

Es una delicia de receta y muy espectacular. Podemos servir como aperitivo, entrante o incluso como primer plato (en mayor cantidad,claro).





4 comentarios:

  1. Que rica crema Glace, gracias por tarerla al Mañoso, te animamos a cocinar con el jamón y el vino, bssss.

    ResponderEliminar
  2. De domingo esa cremita, que buena Glace.
    A disfrutar!!!

    ResponderEliminar
  3. Espectacular, por lo sabroso y por la presentación, me encanta este aperitivo has ensalzado al humilde pimiento de la huerta ;)
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  4. me encanta¡¡¡la presentación y el color que tiene¡¡¡ debe de estar deliciosa¡¡¡¡

    ResponderEliminar

Comentarios