viernes, 5 de febrero de 2016

RELIQUIAS DE SANTA ÁGUEDA

RELIQUIAS DE SANTA ÁGUEDA

Hoy festividad de Santa Águeda miles de zaragozanos, en su mayoría mujeres, se acercan a la iglesia del Portillo para rendir culto a la santa.  El interior del templo alberga un relicario con un fragmento del cráneo de Santa Águeda. Posteriormente acuden a comprar los tradicionales dulces que conmemoran sus festividad.

La reliquia de Santa Águeda es un dulce que los pasteleros de Zaragoza crearon para honrar a la santa y a las mujeres que lo celebran.





Y ahora un poco de historia, Santa Águeda de Catania fue una virgen y mártir del siglo III, según la tradición cristiana. Su festividad se celebra el 5 de Febrero. 

En tiempos de persecuciones contra los cristianos, decretadas por el emperador Decio, el procónsul de Sicilia, Quintianus rechazado en sus avances por la joven Águeda, que ya había ofrecido su virginidad a Jesucristo, en venganza por no conseguir sus placeres la envía a un lupanar, regentado por una mujer llamada Afrodisia, donde milagrosamente Águeda conserva su virginidad. Aún más enfurecido, ordenó que torturaran a la joven y que le cortaran los senos. La respuesta de la santa fue: "Cruel tirano ¿no te da vergüenza torturar en una mujer el mismo seno con el que de niño te alimentaste?"

Aunque en una visión vio a San Pedro y éste curó sus heridas, siguió siendo torturada y fue arrojada sobre carbones al rojo vivo y revolcada en la ciudad de Catania, Sicilia (Italia). Además se dice que lanzó un gran grito de alegría al expirar, dando gracias a Dios.

Según cuentan el volcán Etna hizo erupción un año después de la muerte de la Santa en el 252 y los pobladores de Catania pidieron su intervención logrando detener la lava a las puertas de la ciudad. Desde entonces es patrona de Catania y de toda Sicilia y de los alrededores del volcán e invocada para prevenir los daños del fuego, rayos y volcanes. También se recurre a ella con los males de los pechos, partos difíciles y problemas con la lactancia. En general se la considera protectora de las mujeres. (Wikipedia)



INGREDIENTES
10 g de levadura de panadero
1 cucharada de aceite de oliva
125 g de leche
1 huevo
250 g de harina de fuerza
60 g de azúcar
1 pizca de sal
Para decorar y rellenar:
Nata montada
Guindas
Chocolate negro

PREPARACIÓN

Comenzaremos poniendo la harina en un bol, añadiremos la levadura de panadero, el aceite de oliva y el huevo, mezclaremos bien todo. Añadiremos el azúcar y seguiremos removiendo para añadir finalmente la leche. Una vez que lo hayamos mezclado bien continuaremos amasando con las manos. 

Espolvoreamos con harina la mesa de trabajo y ponemos la mezcla encima, amasamos con movimientos envolventes y con mucha paciencia hasta que al final no se nos peguen las manos. La textura tiene que quedar de forma que al manejar la masa se nos marquen los dedos pero no se nos pegue.

Dividimos la masa en dos partes iguales y voleamos cada trozo de masa haciendo dos bolas perfectas. Dejamos reposar las dos bolas sobre un papel de cocina enharinado, para que no se nos pegue, en un lugar preferiblemente cálido  para que dupliquen su volumen, aproximadamente 40 ó 50 minutos. Cortaremos una guinda en dos para poner cada mitad sobre cada una de las bolas. Las bolas habrán aumentado considerablemente de tamaño.

Las hornearemos con calor arriba y abajo a 180º aproximadamente 15 minutos.

A continuación preparamos el brillo para aplicárselo a los bollos una vez cocinados, se aplica con los bollos todavía en caliente, mezclamos 100 ml de leche y 40 g de azúcar glas y pintamos los bollos con ayuda de un pincel. 

Una vez pintados los bollos los dejamos enfriar por completo, abrimos por la mitad con un cuchillo de sierra, sobre la mitad inferior ponemos la mata montada, la podemos preparar nosotros en casa o comprarla ya preparada, ponemos la otra mitad del bollo encima y podemos dejar así o bañar la parte superior con chocolate negro fundido. (Canal de cocina Mi Vía de escape) 




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentarios